Ingrid Sumarroca

Mi vocación es la abogacía. Me apasiona el día a día en el despacho, que transcurre en reuniones con clientes, el estudio concienzudo de sus asuntos, y sobre todo, encontrarles soluciones ventajosas y también el pulso en los Juzgados.

Es en los Juzgados se dirime la justicia. Allí es donde se entremezclan documentos y argumentos, y encuentra espacio la rapidez de reflejos fruto de mi talento natural y experiencia contrastada.

Imparto clases en el Máster de Acceso a la Abogacía y colaboro de manera activa con algunos colegios profesionales, siendo el más destacado el Ilustre Colegio de Abogados de Barcelona donde integro la Comisión Normativa e imparto conferencias. También soy miembro activo de la Asociación Española de Abogados de Familia y la Societat Catalana d’Advocats de Família.

Y en virtud de todo ello, lo mejor siempre espera adelante y para ello cuento con la confianza de mis clientes.